Home / La Carpeta de Iván / Moratinos quiere anotarse un gol político

Moratinos quiere anotarse un gol político

Ya se sabe que el canciller español tiene carácter. Nadie duda que Miguel Ángel Moratinos es un diplomático de la vieja escuela. De los que no doran la píldora. Un tipo que habla francamente mirándote a los ojos.

Pero en el tema de Cuba poco ha logrado. El gobierno cubano siempre se las ha apañado para engañar al ejecutivo ibérico. De cualquier manera. Sobre todo a los presidentes del PSOE.

Son sus blancos favoritos. A los Castro les encanta colgarles el cartel de tonto a los líderes socialistas españoles. Bien lo sabe Felipe González. El abogado sevillano siempre creía que en su  juego con Fidel Castro tenía una mano de cartas ganadoras.

El viejo guerrillero, encogido por el derrumbe de la URSS y asfixiado por las falta de moneda dura en las arcas estatales, bajaba la cabeza y parecía escuchar los consejos políticos de su amigo, que lo invitaba a efectuar cambios en la isla.

A la primera de cambio, Castro se quitaba la careta y hacia justo todo lo contrario de lo que le aconsejaba el Barón del PSOE. Siempre se ha burlado olímpicamente de las recomendaciones y asesorías de sus pares españoles.

Me temo que ahora la situación sea diferente. No porque los hermanos Castro deseen dar un giro de 180 grados al estado de cosas en el país. Sucede que en este verano de calor africano quedan pocas trampas y variantes a escoger en el baúl de los trucos del comandante.

Los Castro están contra la pared. La economía hace tiempo que sacó pañuelos blancos. Tras 51 años de gobierno autoritario, la gente quiere otro tipo de vida. Los mandarines tienen dos opciones: o hacen los cambios urgentes que Cuba necesita, o a mediano plazo perderán el poder.

Y el trono es miel con hojuelas para quienes lo han disfrutado por medio siglo. Moratinos no viene en plan de torero a clavarle la última estocada. No. Viene en plan de rescate. Ofrecerle oxígeno y una salida decorosa a la debacle en la que se ha visto envuelta el régimen tras la muerte por una huelga de hambre del opositor Orlando Zapata.

Ahora mismo, el sicólogo y periodista independiente Guillermo Fariñas está al borde de la muerte tras 4 meses sin ingerir alimentos en una cama del hospital Arnaldo Milián en la provincia de Villa Clara, a 300 kilómetros de La Habana.

El gobierno no se puede permitir otro mártir opositor. No en este momento. Fariñas exige la libertad de 26 prisioneros de conciencia de los más de 200 que según Amnistía Internacional existen en la isla.

Eso también lo piden Estados Unidos, la Unión Europea y medio mundo. Y por supuesto José Luis Rodríguez Zapatero y su canciller Moratinos. Los Castro desean quitarse presión. Van a soltar lastre. Puede que liberen a un número importante de reos. Quizás a todos los encarcelados en marzo de 2003.

Aunque está por ver quién se anota los lauros políticos. Estados Unidos es el enemigo de siempre. La huraña e impasible Unión Europea ha tratado con rudeza en los últimos años al gobierno de La Habana. Entonces se mira a España. A fin de cuentas, es la que tiene la llave que puede desbloquear la posición común de los 27 países europeos.

De cualquier manera, el PSOE es el menos enemigo de todos. Y España, con su manía de mediador en el escabroso tema cubano, el actor perfecto para anotarse el gol. Moratinos es el hombre escogido por los Castro para que cante el alirón.

Las sociedades cerradas como la cubana son imprevisibles. Y se puede esperar desde una palabra inapropiada, un exabrupto por un día malo de los jerarcas o por desconfianza, y todo irse al garete.

En los gobiernos autoritarios pesa más el corazón que la razón. Moratinos está a punto de meter un gol político. Pero tendrá que estar con un ojo avizor, para que el gobierno cubano no le tienda una trampa. Y caiga en el fuera de juego. Con los Castro, cualquier cosa es posible.

Iván García

About admin

Periodista oficial primero (1974-94) e independiente a partir de 1995. Desde noviembre de 2003 vive en Lucerna, Suiza. Todos los días, a primera hora, lee la prensa online. No se pierde los telediarios ni las grandes coberturas informativas por TVE, CNN International y BBC World. Se mantiene al tanto de la actualidad suiza a través de Swissinfo, el canal SF-1 y la Radio Svizzera, que trasmite en italiano las 24 horas. Le gusta escuchar música cubana, brasileña y americana. Lo último leído han sido los dos libros de Barack Obama. Email: [email protected]

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*


*

Get Adobe Flash player