Home / Las Crónicas de Raúl / La vida en otra parte
La vida en otra parte

La vida en otra parte

La mitología criolla cuenta -y si no lo cuenta, lo invento, como diría José Martí- que un grupo de ciudadanos de la Isla llegó, no se sabe cómo ni por qué, a Egipto. Allí se sintieron felices y complacidos inmediatamente porque el hombre que conduciría camellos para dar un gran paseo, el guía en aquella excursión desértica y lejana, era un cubano que estaba instalado allí, lo sabía todo y les haría un programa especial como compatriotas al fin. El tipo se presentó con esta frase cálida y familiar: “Yo soy Pepe, de La Habana.”

La anécdota es extravagante y humorística, pero, al mismo tiempo, es un esfuerzo válido por reseñar el drama de los cubanos que han tenido que salir de su país a buscarse la vida en otra parte, a luchar por su bienestar y el de su familia, lejos del lugar donde nacieron, donde están enterrados sus abuelos y están los patios queridos, los parques de la infancia y los recuerdos de sus primeros pasos por el mundo.

En efecto, si el asunto se observa con seriedad y hondura, se podrá entender que los hombres y mujeres de aquel país no son más aventureros y amantes de lo desconocido que nadie. Son personas impulsadas, algunas obligadas, otras porque no les ha quedado más remedio, a salir de su patria por la presión de la élite de una dictadura militar y sus serventías, la represión, sus guatacas, sus garabatos y sus selectas comensalías.

Con sólo lanzar un vistazo a los titulares de los medios de prensa cualquier día y a cualquier hora se puede apreciar el desarraigo de los cubanos. Y si entra a conocer en detalles la información se podrán ver las alternativas, a veces humillantes y siniestras, que tienen que vivir muchos de los se han tenido que ir de su patria. Un sitio al que los mexicanos, por razones privadas que ellos asumen, le suelen llamar matria.

Ahora mismo se puede conocer la situación de un grupo de cubanos que reclama el derecho de asilo político en Islas Caimán. Algunos llevan más de un año retenidos y otros están en la calle en manifestaciones de protestas. Otro tanto sucede en Panamá, Costa Rica, Chile, Argentina y en muchas otras naciones donde los viajeros consideren que hay un chance para rehacer su vida y encontrar el provenir. Se sabe que la mayoría de los cubanos que han salido de su país viven en Estados Unidos, España, Mexico, Italia y Canadá, pero el dato clave es que hay ciudadanos cubanos que residen en otros 72 países.

Los sueños con los viajes siguen en Cuba y seguirán porque ser libre y prosperar es parte de la condición humana. Esos sueños seguirán hasta que se vayan los únicos que se tienen ir aunque sea para Egipto y se acaben enseguida los camellos.

Raúl Rivero

Blog de la FNCA, 8 de julio de 2018.

Foto: Cubanos en México. Tomada de Líder Informativo.

About admin

Periodista oficial primero (1974-94) e independiente a partir de 1995. Desde noviembre de 2003 vive en Lucerna, Suiza. Todos los días, a primera hora, lee la prensa online. No se pierde los telediarios ni las grandes coberturas informativas por TVE, CNN International y BBC World. Se mantiene al tanto de la actualidad suiza a través de Swissinfo, el canal SF-1 y la Radio Svizzera, que trasmite en italiano las 24 horas. Le gusta escuchar música cubana, brasileña y americana. Lo último leído han sido los dos libros de Barack Obama. Email: [email protected]

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.