Home / La Carpeta de Iván / Crecen los seguidores del Barça en La Habana
xavi_e_iniesta_con_messi06_12_2010_09_11_07

Crecen los seguidores del Barça en La Habana

Con un béisbol de primer nivel que mueve a risa, donde a veces los marcadores de los partidos parecen juegos de polo acuático o balonmano, los fanáticos huyen a ver un espectáculo más atractivo.

Y si de espectáculo se trata, lo mejor es ver los partidos del Fútbol Club Barcelona trasmitidos por la televisión nacional. Bajo la batuta de Pep Guardiola, el once catalán tiene encandilado a los amantes al fútbol Cuba y en todo el planeta.

En el bar del restaurante El Conejito, en la esquina de 17 y M, Vedado, a menos de 200 metros de las quietas y azules aguas del malecón, los hinchas culés están que se salen. Con una ambientación parecida a la de una taberna inglesa del siglo 19, el sitio, pequeño y cálido, es punto fijo de los seguidores del Barça en La Habana.

Antes de algún partido del torneo español o de la liga europea de campeones, decenas de personas llenan el lugar y rompen a beber cerveza Bucanero, a 1.30 de peso convertible la lata. Van calentando motores para la posterior celebración, después del casi seguro triunfo del equipo-estrella de Catalunya.

La hinchada habanera ha desplazado de El Conejito a los abúlicos viajeros extranjeros que pululan por la zona en esta época de temporada alta del turismo. Para los españoles seguidores del Barcelona de paso por la capital, la ocasión es estupenda. Se mezclan con el jolgorio y la bulla, vuvuzelas incluídas, y en raptos de generosidad pagan rondas de cerveza a sus compañeros de mesa.

Aquel aciago lunes de noviembre, cuando la maquinaria de Guardiola le encajó una ‘manita’ (5-0) al Real Madrid de Cristiano Ronaldo, un catalán exaltado junto a un gordo mexicano invitaron a una cerveza a las casi 50 personas que veían el encuentro. Por dignidad, los seguidores merengues no aceptamos el convite.

En un partido posterior, luego de apabullar al Deportivo de La Coruña, otro club con miles de simpatizantes en Cuba (se dice que casi todos los cubanos tenemos algo de gallego), un grupo de eufóricos españoles fans del Barça, descorcharon un par de botellas de champagne.

Muchos habaneros se han vuelto más culés que nunca. Es una moda. El baño de buen fútbol y el toque de lujo del once catalán, han provocado un sinnúmero de deserciones. A seguidores de las ligas inglesa, italiana o alemana, se les ve saltando en un solo pie con el fabuloso quehacer sobre la cancha de la armada liderada por Lionel Messi, quien por segundo año consecutivo ha ganado el Balón de Oro que lo acredita como mejor jugador del mundo.

Pero también en la isla los hay que no cambian de bandera. A mal tiempo buena cara. El Real Madrid tiene una historia ya escrita. Es el equipo que más Copas de Europa ha levantado. Y el que más títulos ha alcanzado en la liga española.

Cuando el Barça logre esa colección, entonces se podría comenzar a discutir con esos apasionados seguidores, que de manera exagerada han comenzado a pregonar que el actual F.C. Barcelona es el mejor equipo en toda la historia del fútbol.

Ver jugar al Barça es una fiesta indescriptible. Que los culés locales sigan disfrutando. Pero estamos todavía en febrero. Quizá para la primavera se le bajen los humos a los fanáticos azulgrana. Queda mucha tela por donde cortar.

Desde ahora se informa: las peñas habaneras del Real Madrid no aceptan tránsfugas.

Iván García

About admin

Periodista oficial primero (1974-94) e independiente a partir de 1995. Desde noviembre de 2003 vive en Lucerna, Suiza. Todos los días, a primera hora, lee la prensa online. No se pierde los telediarios ni las grandes coberturas informativas por TVE, CNN International y BBC World. Se mantiene al tanto de la actualidad suiza a través de Swissinfo, el canal SF-1 y la Radio Svizzera, que trasmite en italiano las 24 horas. Le gusta escuchar música cubana, brasileña y americana. Lo último leído han sido los dos libros de Barack Obama. Email: [email protected]

4 comments

  1. Disculpa no vi los post, estaba tan liado con una pagina y como nos escribimos por email no entre mucho, vi que tampoco Ivan ve su blog en la Habana, seria bueno que lo pudiese ver y leer con todo el tiempo del mundo ……. te mostrare por email como hacerlo…

  2. Soy yo de nuevo, Celtibero. Olvidé decir que fue mi madre, la abuela materna de Iván, quien desde los 3 o 4 años le inculcó la pasión por el béisbol. Los dos se sentaban a escuchar los partidos al lado de un viejo RCA Victor que teníamos y muchas veces cuando en el Latino (antiguo Stadium del Cerro) jugaba Industriales, el equipo-insignia de La Habana y el de Iván, se iban al estadio, que quedaba a unas doce cuadras de nuestra casa en el Cerro. Tanto mi mamá como Iván eran muy delgados y distancia la recorrían en pocos minutos, de lo rápido que caminaban.

    Antes del 59 fui más veces a ver jugar a la pelota, entonces había cuatro clubes (Habana, Almendares, Cienfuegos y Marianao) e iba con mi padre cuando su equipo, Cienfuegos, se enfrentaba al mío, Habana. Mi madre entonces no tenía un club favorito, porque ella nació en Sancti Spiritus y ninguno representaba su provincia. Pero después del 59, era fiel seguidora de Villa Clara. Entre sus jugadores preferidos estaban Antonio Muñoz y Víctor Mesa.
    Iván, por supuesto, era fan de los industrialistas: Agustín Marquetti, Rodolfo Puente, Orlando El Duke Hernández y Armando Capiró, entre otros que ahora recuerdo.

    En nuestro seno familiar siempre hemos seguido los deportes, en particular los grandes eventos. El 11 de julio la gritería que mi hija y yo formamos en nuestro apartamento debe haberse sentido en la calle, sobre todo cuando Iniestica, como le decimos, metió el gol que hizo campeona del mundo a la selección española.

    Mi nieta Yania simpatiza con el Real Madrid, igual que su tío Iván, pero mi hija y yo simpatizamos más con el Barça. Nos gusta más la forma de ser los culés y, sobre todo de Pep Guardiola. Con perdón de mi amigo Carlos Moreira, que es portugués, Guardiola nos cae mejor que Mourinho. Y Messi mejor que Cristiano Ronaldo, aunque reconozco que últimamente, se comporta muy bien y está tranquilo en su vida personal. El culebrón por estos días, como sabes, es por el supuesto romance Shakira-Piquet (menos mal que dejaron tranquilos a Iker y a la Carbonero).

    Pero cuando llega el Mundial, siempre apostamos por Brasil y su jogo bonito. Aunque ya sin el brillo de antes, seguimos teniendo un cariño especial por Ronaldo.

    A mí personalmente me gustan las competiciones de atletismo, nado sincronizado, gimnasia rítmica y patinaje artístico, que acaba de terminar la edición europea con una suiza ganadora en lo individual: Sarah Meier.

    A ratos veo los deportes invernales, el tenis es demasiado largo y prefiero ver cuando se termina y quienes juegan son esos dos caballeros y ejemplos de deportividad llamados Roger Federer y Rafa Nadal. El ciclismo me interesa cuando llega el Tour de Francia. Ya para terminar y volviendo al fútbol: ojalá que en el Chelsea el ‘Niño’ Torres juegue tan bien como en el Liverpool y siga teniendo muchos seguidores, en el Reino Unido y en el mundo.

  3. Hola, Celtibero. Iván pudo revisar su blog y leyó tu comentario, pero el tiempo no le alcanzó para responder. En un breve correo me pidió que te dijera que cuando vuelvas a La Habana, si puedes y quieres, lo llames, para echar una parrafada (hablar) sobre el Real Madrid, el Barça, la liga española y los clubes europeos. Aunque su fuerte es el béisbol, también le gusta mucho el fútbol.

    En 1995, cuando se inició en el periodismo independiente, comenzó escribiendo sobre deportes. Hacía una sección llamada Minideportivas de Cuba Press, algunas muy interesantes muy cierto. Luego, poco a poco, empezó a escribir crónicas sociales y artículos políticos, siempre con el mejor maestro de periodismo que en Cuba se puede tener: Raúl Rivero. Yo le ayudaba con la mecanografía y con algún que otro acento que a veces le faltaba.

    Hasta hace tres años, cuando le regalaron una laptop, redactaba a mano en una libreta o cuaderno escolar y cuando se lo mecanografiaba, tenía que estar preguntándole, porque no entendía: tiene una letra bastante mala. Saludos, Tania

  4. A mi me gusto siempre mas el Real Madrid, pero hay que reconocer que están imparables…..

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*


*

Get Adobe Flash player