Home / La Carpeta de Iván / Citación de la Seguridad del Estado a Iván García
Citación de la Seguridad del Estado a Iván García
Citación de la Seguridad del Estado a Iván García

Citación de la Seguridad del Estado a Iván García

Dice llamarse Alejandro. Un mulato delgado, tímido, vestido con un jean azul claro, pulover con cuello azul prusia y zapatillas deportivas negras de corte bajo. En una mano, un portafolio oscuro.

Habla en tono bajo y pausado. Parece un recién graduado de la escuela cubana de contrainteligencia. Según consta en la citación, es primer teniente.

El lugar de entrevista es la unidad policial de Aguilera, en la barriada de Lawton, muy cerca de la Avenida Porvenir. Ya es habitual el procedimiento. La Seguridad del Estado suele citar a disidentes y periodistas sin mordaza en recintos policiales.

Aunque no me dijo el motivo de la citación, probablemente tenga que ver con mis últimas notas periodísticas sobre la utilización próximamente del 3G y un reportaje sobre el estado de opinión de trabajadores y residentes en La Habana Vieja sobre la administración de la empresa militar GAESA en negocios que dirigía Eusebio Leal, Historiador de la Ciudad.

Desde luego, las citas les sirven para intentar recopilar información y amenazar al entrevistado. No es nada nuevo para mí. En marzo de 1991 permanecí dos semanas en una celda tapiada de Villa Marista, cuartel general del Departamento de Seguridad (DSE). Me acusaban de ‘propaganda enemiga’, pero no llegué a ser enjuiciado.

Después, durante unas horas o días, en calabozos de la 10ma. Unidad, en la Avenida de Acosta, 10 de Octubre. Varias citaciones de la policía política a fines de los 90 y principios del 2000. En octubre de 2008, una detención de 12 horas en la unidad de Zanja y Lealtad, Centro Habana. Y en agosto de 2010, una citación de la Contrainteligencia en una unidad especial de las fuerzas armadas, en Rancho Boyeros.

Lo novedoso en este caso, es que antes de citarme a mí directamente, como ahora han hecho, citaron a varios amigos del barrio para recabar información sobre mi persona, intimidarlos con el argumento que me ofrecen información o que violan ciertas leyes y, al final, pedirles que colaboren con los servicios especiales.

Ese modus operandis lo utilizaba la KGB soviética y la STASI de Alemania Oriental. Según el procedimiento, lo ideal es que existan dos o más informante en cada barrio y un oficial de contrainteligencia cada 50 mil habitantes.

Las líneas maestras de trabajo operativo de la Contrainteligencia en estos momentos las dirige Alejandro Castro Espín, único hijo varón de Raúl, presidente elegido a dedo por su hermano Fidel.

Desde siempre, los hermanos Castro han diseñado las estrategias a seguir y autorizado cada paso de la Seguridad del Estado. Ellos no se mandan solos.

En el actual contexto, crisis en Venezuela que ha recortado en un 40% los suministros de combustible a la Isla, recesión económica que puede agudizarse debido al déficit de petróleo, llegada a la Casa Blanca de un tipo tan impredecible como Donald Trump, quien ha amenazado con anular los acuerdos logrado tras el 17 de diciembre de 2014 con Barack Obama y el cambio de gobierno que hipotéticamente debiera efectuarse en febrero de 2018, ha encendido el farolillo rojo dentro del ejecutivo verde olivo y los servicios secretos.

Las detenciones exprés han aumentado. La violencia física hacia las Damas de Blanco no se detiene. Y el acoso, amenaza y ocupación de medios de trabajo a periodistas libres seha multiplicado.

En el caso de la prensa alternativa, no les importa que tengan diferentes posturas ideológicas. Reprimen igual a un periodista abiertamente anticastrista como Henry Constantín, un bloguero neo comunista como Harold Cárdenas o un periodista extranjero con familia en Cuba como Fernando Rasvberg.

Para los opositores políticos, la represión también ha aumentado. Los más contestatarios son golpeados e injuriados. A los que apuestan por insertarse legalmente en mecanismos legales, como Candidatos por el Cambio y Otro 18, se les reprime igual.

No hay distinción ideológica. El pensamiento liberal sin autorización de la junta militar es castigado. Mañana me toca a mí sostener una entrevista con oficiales de la contrainteligencia.
Les prometo tenerlos informados.

Iván García

Aclaración.- Aunque dice 10.00 pm, la citación era para las 10.00 am. Pero Iván le dijo al oficial que a esa hora no podía y quedó citado para las 2 de la tarde, hora de Cuba, del miércoles 5 de abril, en el mismo lugar, la unidad policial de Aguilera, en Lawton (TQ).

About admin

Periodista oficial primero (1974-94) e independiente a partir de 1995. Desde noviembre de 2003 vive en Lucerna, Suiza. Todos los días, a primera hora, lee la prensa online. No se pierde los telediarios ni las grandes coberturas informativas por TVE, CNN International y BBC World. Se mantiene al tanto de la actualidad suiza a través de Swissinfo, el canal SF-1 y la Radio Svizzera, que trasmite en italiano las 24 horas. Le gusta escuchar música cubana, brasileña y americana. Lo último leído han sido los dos libros de Barack Obama. Email: [email protected]

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

Get Adobe Flash player