Home / La Carpeta de Iván / Amar en tiempos de período especial

Amar en tiempos de período especial

Julia Romero, 20 años, estudiante universitaria, no olvida el día que perdió su virginidad. Olvídense del cuento de hada de una noche mágica rodeada de un agradable entorno.

-Mi primera noche de amor fue terrible. Era en plena primavera, salíamos de una disco mediocre e hicimos el sexo en un parque oscuro como boca de lobo, rodeado de mirones y bajo un aguacero intenso que nos sorprendió, lo único grato fue los dos estábamos enamorados.

Y es que hacer el amor en condiciones decentes en esta Habana del siglo 21 es un lujo. Antes de 1989, existía una amplia red de moteles, conocidas en Cuba como posadas. Eran discretas,  baratas y climatizadas. Se ofertaban sandwiches y bebidas alcohólicas. Funcionaban las 24 horas. Y parejas jóvenes, matrimonios infieles y otros que por vivir hacinados y no gozar de privacidad, la única opción que tenían era asistir a estos moteles para mantener relaciones sexuales.

Pero en 1990, con la llegada del período especial, una crisis que dura ya 21 años, entre otras muchas cosas, las posadas desaparecieron calladamente. Lo más común en la isla es que bajo un mismo techo convivan hasta cuatro generaciones diferentes. Tener una habitación individual es una comodidad que gozan pocos. Incluso, las jóvenes parejas, cuando tienen hijos, suelen dormir con ellos en la misma habitación.

Pregúntenle al matrimonio de José Ramírez y Delia Iznaga, las dificultades que sufren a la hora de tener sexo. Y con el ceño fruncido, les harán una larga lista de calamidades. El matrimonio Ramírez tiene dos hijos, de 8 y 11 años.

-Duermen en el mismo cuarto. Apenas tenemos tiempo para hacer vida de matrimonio, estamos hasta un mes sin sexo. Y a pesar de tener los dos 35 años, cuando salimos por las noches, mi esposa y yo parecemos un par de chicos adolecentes. Hacemos el amor lo mismo en una escalera,  el patio de una escuela o un terreno abandonado. Varias veces nos han sorprendido los custodios del lugar o la policía. La cara se nos ha caído de vergüenza, cuando hemos tenido que ir a pagar una multa por “actos obscenos en la vía pública”.

Con la legalización del dólar y el trabajo por cuenta propia, proliferaron las casas particulares que alquilan a parejas. Son cómodas y ofrecen un amplio surtido de alimentos y bebidas. Pero son muy caras para el cubano promedio.

Rudy Ramos, 43 años, es propietario de una de esas casas de citas. “El negocio no me va mal, he ampliado a 9 habitaciones, con aire acondicionado, televisor, nevera y ducha de agua fría y caliente. Cobro 5 pesos cubanos convertibles (cuc) por dos horas. Y 10 cuc por la noche completa. Tengo mis papeles en regla”.

Sucede que 10 cuc (250 pesos) es el salario mínimo en Cuba. Ese tipo de casas de alquiler por horas surgieron pensando en los extranjeros. Se sabe que uno de los atractivos de la isla es el turismo sexual. Pero cubanos que trabajan en hoteles, cafés por moneda dura, o reciben remesas del exterior, con cierta frecuencia pueden acostarse en un buen colchón con su chica, mientras toman cerveza Cristal y se duchan con agua tibia después de hacer el amor.

Pero son los menos. La mayoría, como el matrimonio Ramírez o la estudiante universitaria Julia Romero, practican el sexo sin gastar un duro, en un parque bajo las estrellas o en cualquier escalera de algún edificio de la ciudad. Y créanme, en La Habana sobran esos sitios.

Iván García

Foto: la imagen, Flickr

About admin

Periodista oficial primero (1974-94) e independiente a partir de 1995. Desde noviembre de 2003 vive en Lucerna, Suiza. Todos los días, a primera hora, lee la prensa online. No se pierde los telediarios ni las grandes coberturas informativas por TVE, CNN International y BBC World. Se mantiene al tanto de la actualidad suiza a través de Swissinfo, el canal SF-1 y la Radio Svizzera, que trasmite en italiano las 24 horas. Le gusta escuchar música cubana, brasileña y americana. Lo último leído han sido los dos libros de Barack Obama. Email: [email protected]

9 comments

  1. José Carlos, quien me dio esa opinión de los andaluces fue el dependiente, de Galicia, pues es un restaurante propiedad de gallegos, no de suizos. Creyendo que fueron helvéticos, me has dicho las mismas cosas que suelen decir los españoles y otros extranjeros de los suizos.

    Pero debo decirte, con toda sinceridad, que en los seis años que llevo en Suiza, jamás ninguno de mis amigos (todos suizos, no me relaciono con cubanos ni latinos, sólo con unos pocos hispanosuizos) ni a nadie en Suiza le he escuchado hablar mal de España ni de los españoles.

    Es una lástima que tengas esa opinión de los suizos, pero yo lo que veo es que los españoles que vinieron y trabajaron en Suiza, cuando se jubilaron o decidieron regresar a España, lo hicieron con mucho más dinero que si se hubieran quedado en su país, porque aquí el salario mínimo es dos o tres veces superior al que han ganado y ganan los españoles.

    En mi edificio vive un matrimonio español que dos o tres veces al año viaja a España y una o dos veces vienen sus hijos. Y por qué tantos españoles se han quedado trabajando en Suiza? Porque no sólo ganan mucho más, sino porque las condiciones de trabajo y de vida son mucho mejores que en España.

    Ahora mismo están pasando las noticias sobre las inundaciones provocadas por el río Guadalete, y otros desastres que el mal tiempo ha causado en distintas partes de Andalucía. Pero es que eso ocurre cada vez que llueve o nieva mucho, en Andalucía, Canarias y otras muchas localidades españoles.

    Es la diferencia con los suizos, que las cosas le ocurren una vez, pero toman medidas para que no les vuelva a ocurrir. En 2005 hubo grandes inundaciones en varios cantones, también en Lucerna, e inmediatamente se pusieron a trabajar en obras serias y complejas, que aún continúan. Si tuviera una cámara digital subía fotos de los trabajos que hacen en el río Reuss, que pasa a menos de 100 metros de nuestro edificio (vivo en un barrio de inmigrantes, una especie de Lavapiés madrileño o Raval barcelonés).

    Los suizos no tienen AVE ni trenes tan supermodernos, pero los que tienen funcionan con eficiencia y puntualidad y rara vez hay un problema. A 20 metros de nuestro edificio pasan constantemente trenes y desde mi cuarto puedo ver cómo cada cierto tiempo, por las madrugadas, trabajan brigadas revisando y dándole mantenimiento a las vías.

    Además, las empresas con suficiente tiempo les avisan a todos los vecinos de las obras que se van a realizar, cuándo van a comenzar y cuándo van a terminar y en los horarios en que éstas se efectuarán. Una carta firmada por una persona y en la cual aparece dirección, teléfono y correo electrónico, para quien tenga algo que preguntar o para quien quiera quejarse.

    Te sugiero que leas lo que Iván escribió el 5 de febrero sobre DHL en Suiza y lo que una semana después escribí yo. Dudo que en España con tanta prontitud y seriedad atiendan a una persona y le reintegren el dinero. Porque desde 2007 los que Air Madrid dejó en el aeropuerto de Barajas, todavía están reclamando.

    Es una lástima que sepas tan poco de Suiza y de los suizos y te limites a repetir ese cliché de los bancos. Un abrazo, Tania Quintero

  2. Señora Tania: esta noche daba la televisión española la película cubana “El cuerno de la abudancia”. No la pude ver entera pues tuve que salir pero me dió tiempo a reconocder al actor que hace de “pistolistas”en “Hacerse el sueco”y a la actriz de “Barrio Cuba”. . Inentaré verla de nuevo, entera, a través d páginas que ofrecen películas cubanas.

    No se extrañe Ud, por la mala impresión que los helvéticos tengan de los andaluces. Sepa Ud. que en los años 60 se produjo una masiva emigrciónn de españoles, pricipalmente andaluces, a Francia,Alemania, Bélgica, Holanda y tanbién al país de los Cantones y las 4 lenguas,ese país que presumía de cocholates,vacas y relojes pero que en realidad vivía de los bancos en los que los tiranos y dictadores de todo el mundo escondían las reservas monetarias robadas de sus paises de origen en cuentas cifradas,secretas. Suiza no puede dar lecciones de honestidad a nadie.

    Hace Ud muy bien en no ir al cine en Suiza. El cine suizo nunca exisitió. De ese país solo conozco Basel, porque fuií a la boda de un amigo. Pero no me apetece volver más. Esta semana tengo unos días ocupados porque tengo que preparar alguna asignaturas de los estudios de mi hija pequeña -Matemáticas y Crítica literaria- pero para el fín de semana le remitiré algunos link donde podrá ver Ud. buenas películas a través de internet, que aunque tienen dificultades de tiempo pueden verse buien en dos trozos..De camino le bridaré los link de algunas cancinoes que segurito le gustarán.
    ¡Buenas noches,estimada Tania!

  3. José Carlos, pensé que fueras de Galicia e iba a pedirte disculpas por que escribí TV Galizia, error inexplicable. El canal que vemos de Catalunya dice 3, pero no creo que es Antena 3. No recibimos canales privados, ni de España ni de otro país.

    En 2007, un día de mi cumpleaños, fuimos a comer a un restaurante gallego, cerca de la casa. En un momento dije: “Qué sería de España sin los andaluces”, y el dependiente me respondió: “Sería un país mejor, porque los andaluces bailaban mucho, pero trabajaban poco”. Respeto la opinión de cada cual, pero para mí Andalucía es el alma de España, sin menospreciar al resto de comunidades y territorios.

    No comparto esa tendencia de meter en un mismo saco a todos los turistas y extranjeros. Tampoco estoy de acuerdo con determinados clichés sobre los cubanos. En todos los países hay gente buena, regular y mala. Me alegro que hayas conocido a Cuba lo más cerca posible de la realidad.

    El trabajo de Iván sobre la Feria del Libro lo preparé ya para el blog, para subirlo antes de que concluya, el 22 de febrero. No creo que salga en El Mundo, pues ya publicaron ese de Lali Kazás, que no sé quién es, pero sospecho es un seudónimo.

    En Cuba iba mucho al cine, pero en Suiza no he ido ni pienso ir: además de muy caras las entradas (15-17 francos), casi todas las películas son americanas y las subtitulan en alemán, el idioma de Lucerna, el cantón donde vivo. Para ver filmes españoles hay que ir a determinadas salas y los que pasan por TVE no me atraen. Así y todo, trato de estar al tanto de los últimos estrenos, en Estados Unidos, Europa y América Latina.

    Muchos saludos, Tania

  4. Estimada Señora Tania Quintero:

    Soy yo el que, nuevamente, estoy agradecido a Ud. por su atención y que haya estimado oportuno responder a mi comentario-respuesta.

    Ya leo hace rato su propio blog, que lleva su nombre, y anoto el que me sugiere de “Cuba Puntos de Vistas”. El trabajo de Iván sobre La Feria del Libro aún no apareció. En la edición de hoy de El Mundo aparece un artículo de Iván titulado “La internet en Cuba, la magia y el negocio” -el cual considero acertado- y otro, “La Fería Internacinal del Libro reúne a los enamorados y los apáticos”, firmado por Lali Kazás, que ni siquiera he leído por lo patético del título.

    No me crea Ud. un desconecedor de Cuba, de su realidad, de las virtudes de sus habitantes… Viajé más de una vez a La Isla y nunca como “gallego ardiente en busca de sexo, como a veces nos definen a los españoles en algunos blogs que no menciono por no hacerles propraganda. Es curioso que ciudadanos de un país donde el deporte nacional, lejos de “la pelota” o el deporte, es “poner tarros” a quien se pueda, tengan la osadía de calumniar a turistas que van a Cuba por el encanto que el país despierta, por su música, la arquitectura de algunas ciudades. Personalmente le digo que nunca fuí en un “paquete turístico de 9 días/7 noches”. Siempre estuve entre 25 y 35 días, no me alojé en ningún hotel, no fuí a ninguna playa -lo último que haría en mi vida sería hacer 14.000 kms. para ir a Varadero- sino que me dediqué a conocer La Habana y al pueblo sencillo de Cuba. También conozco Santa Clara, Pinar del Río, Trinidad, Cienfuegos, Santic Spiritius y algún lugar más que olvido.

    Sin embargo, si conozco la mayoría de las escuelas de La Habana, una gran parte de sus librerias, los museos, los mercados de artesanos de la Catedral y de La Rampa, el Bulevard de San Rafael (creo que se llama así el que hace esquina al Hotel Inglaterra), los leones del Paseo de Prado, la mayoría de los recovecos y calles desconocidas de La Habana Vieja y Centro Habana. Me “he perdido” voluntariamente entre las calles y la población para tener vivencias desde cerca, sin que nadie me las cuente. También conozco “los mercaitos” donde se dan comidas a los que tienen una chequera muy pequeña. En fín, de todo un poco. Tampoco se puede aspirar a conocer a un pueblo en 4 meses de estancia en él.
    Veo que ve Ud. lo mejorcito de TV española, aunque Canal Sur no es lo mejor (y yo soy andaluz), ni tampoco Antena 3. La verdad es que es muy difícil ver TV de calidad en España. Afortunadamente, las estatales eliminaron la publicidad. Por cierto, soy compañero de estudios de Jesús Quintero, aunque no somos más que 2 desconocidos.
    Habló Ud. de los Premios Goya. “Agora” no es buena película pues -aunque técnicamente es buena- comete unos errores de rigor histórico increibles; “Celda 211″… ¿qué decirle?. “El secreto de mis ojos” era, a mi entender, la mejor.

    No quiero abusar más de su tiempo, paciencia y amabilidad. Felicite a su nieta de mi parte. Fraternales saludos.

  5. José Carlos, te agradezco mucho que hayas leído mi largo comentario y me hayas respondido. Además de ayudar a Iván y Laritza para que su blog tenga calidad periodística, tengo mi propio blog, con otras características, y desde octubre, la web Cuba Puntos de Vista, que coincidió con el inicio de las colaboraciones de Iván a El Mundo. Trato de no repetir los textos, pero no siempre es posible. Para marzo, por ejemplo, ya preparé el trabajo sobre las fiestas de 15 años, que en El Mundo tuvo más de 200 comentarios. Además de ponerle otra foto, le añadí una nota con dos enlaces de trabajos publicados sobre el tema, uno mío y otro de Iván, y al final, una decena de fotos de quinceañeras cubanas, todas tomadas de Flickr. Por cierto, buscar fotos lleva bastante tiempo, si quieres poner la adecuada al título y contenido. Ayer Iván envió para El Mundo un trabajo sobre la Feria del Libro con varias fotos, pero eso fue posible porque luego de varios meses, por fin consiguió una batería para la cámara. También pudo ayer enviarme fotos del cumpleaños de su hija, mi nieta. Como ves, cuando se vive en Cuba y aunque se tengan pesos cubanos convertibles, las cosas no son fáciles de conseguir. Espero que alguna vez viajes a La Habana y personalmente puedas conocer a Iván y Laritza. Ya para terminar: siempre he estado al tanto de la situación en España, pero más a partir de 2006, que fue cuando tuvimos TDT y recibimos canales españoles. Y también, claro, porque todos los días reviso prensa española online. Por suerte, de España sólo nos entra el Canal Internacional de TVE, Canal 24 Horas, Canal Sur, TV Galizia y Antena 3 de Catalunya, o sea cadenas públicas, que no trasmiten programación-basura. Mi hija, mi nieta (15 años) y yo vemos telediarios españoles varias veces al día. Nos gusta mucho Informe Semanal, Crónicas y En Portada. De los humorísticos, La Hora de José Mota y APM. También Los Ratones Colorados, de mi tocayo Jesús Quintero, y galas especiales, como la entrega de los Goya, el domingo por la noche.
    Un abrazo, Tania

  6. Señora Tania: muchas gracias por su respuesta.

    La verdad es que me he emocionado un poco por la atención que Ud. ha dispuesto hacia mi comentario y por la clarividencia de sus explicaciones. He tenido que imprimir su respuesta para poder comentarla párrafo a párrafo,línea línea, dada su extensión y su muy buena expresión. Ud. me ha aclarado situaciones que yo sospechaba pero que nadie explicaba. Debo decirle que ha sido la primera vez que alguien responde a un comntario mío sin agresividad ni falta de educación. Siempre escribo en el mismo tono, respetando la libertad de todo el mundo pero desgraciadamente, hay muchos blogs que parecen tener sicarios que arremeten contra uno si no aplaude los artículos con total obediencia y alienación. Por supuesto que no es el caso de su hijo, ni de Laritza, ni el suyo, a quien también leo siempre. Ahora creo conocer un poco mejor las circunstancias, gracias a Ud.

    Con el tiempo, uno va aprendiendo y ya sabe a quién leer y a quién ni siquiera abrir el blog. Para que quede claro, entre las personas a las que seguiré leyendo está Wendy Guerra,Juan Juan Almeida, Eugenio Leal y el colectivo de “Voz tras las rejas”.

    Perfectamente entendida cuál es la situación para poder publicar en El Mundo.es y que los artículos deben reciclarse. Todo claro, al igual que el acertado análisis que Ud. hace de la selección que un periódico haga para exponer asuntos “de prensa rosa”, tal como Ud. bien define. Pero así son los medios de comunicación en España, y no solo la prensa -la TV da asco: de 30 canales que dispondo, la mayor parte estarán oxidados porque jamás los conecto- pues suelo leer entre 10 y 15 periódicos digitales españoles cada día y una docena de América Latina y cada vez me refugio más en la música, las lecturas de historia y poesía y los blogs…

    He leído varias veces “90 millas”, donde su hijo debate con otro señor que no recuerdo su nombre ahora. Volveré a hacerlo.
    Suponía que la imaginación, la creatividad de Iván no habían desaparecido. Lo dijeen mi comentario para animarle a seguir escribiendo.

    En cuanto a que la compración entre las posibilidades de sexualidad en otros países deben hacerlos los lectores a través de comenatrios, totalmente de acuerdo. En lo que a mí respecta, comentar cómo ocurre en España, es difícil porque aquí hemos cambiado mucho en cosas insignificantes y muy poco en lo fundamental. De todas maneras, haré lo que pueda y se lo remitiré.

    Le reitero mi agradeciminto y quedo a su disposición para compartir y debatir abiertamente cualquier tema. Saludos, salud y cuídese.

  7. José Carlos, gracias por su comentario.

    Soy quien edito los trabajos de Iván y Laritza y debo decirle, que dadas las dificultades que ellos tienen para pasar todas las semanas trabajos, para los sitios con los que ellos regularmente colaboran, sus trabajos se aprovechan o reciclan, tanto para el blog como para la web Cuba Puntos de Vista. Porque son los menos los casos como el suyo, que es lector habitual de El Mundo/América y también del blog Desde La Habana.

    En El Mundo/América suelen cambiarle el título original, pero en el blog lo reproducimos con su título original y con una foto distinta.

    Las comparaciones con países latinos y europeos ni Iván ni Laritza pueden hacerlas, pues ellos las desconocen, en éste y en otros temas, porque no pueden escribir por lo que han visto en películas o les han contado. Y menos por lo que sobre otros países divulgan los medios oficiales cubanos.

    Iván ni Laritza nunca han salido de Cuba y no pueden informarse lo suficiente por internet ni comprar prensa extranjera. En los estanquillos donde venden periódicos y revistas en Cuba sólo venden las publicaciones oficiales. Iván, incluso, es un “privilegiado”: todos los días lee los dos principales diarios, Granma y Juventud Rebelde, algo que no todos en la Isla pueden hacer.

    Creo que las historias de otros países la podrían contar los lectores, bien en comentarios o escribiéndolos. Si usted quisiera contar cómo la gente en su país se las arregla para tener relaciones sexuales, escríbalo y enviémelo a mi correo: [email protected] y se lo publicamos. Y si nos manda una foto, mejor.

    La imaginación de Iván no se ha agotado, por el contrario, él podría escribir dos trabajos diarios, uno para El Mundo y otro para el blog, pero lo que necesita es lo que a usted y a quienes vivimos en sociedades libres nos sobra: conexión a internet las 24 horas.

    Aprovecho para decirle que a Iván le publican la mitad de los trabajos que envía a El Mundo, y que ese diario suele escoger los trabajos más ligeros, sobre todo si el tema del sexo está presente. Temática con muchos lectores en España, Iberoamérica y el mundo en general.

    Lamentablemente, no sé por la crisis económica, el alto nivel de desempleo, los problemas de pareja y familiares, o porque los niveles escolares y culturales han bajado, muchas personas tienen tendencia a leer materiales frívolos y banales.

    Por ello la prensa rosa tiene tanto auge y nos encontramos que Televisa tiene en Europa un canal de telenovelas las 24 horas. Y como si no bastara, el Canal de las Estrellas, también de Televisa, dedica la mitad de su programación a pasar culebrones, casi todos mediocres.

    Los trabajos de Iván de contenido más político son publicados en el blog 90 Millas, pero su frecuencia no es semanal, como al principio, cuando se inauguró la edición El Mundo/América, el 22 de octubre de 2009.

    José Carlos, mientras Iván sólo pueda conectarse a internet una vez por semana, debo decirle que seguirá viendo reproducidos en este blog y en la web Cuba Puntos de Vista, trabajos originalmente publicados en El Mundo. Así y todo, es uno de los periodistas independientes que más escribe hoy desde La Habana.

    Sinceramente, Tania Quintero

  8. Cuando vivia en La Habana, sufri la situacion que el autor describe en este articulo y me parece muy bien que aparezca en varios medios. Es parte de la realidad cubana. No me parece necesario describir lo que pasa en otros paises. Si en Cuba es dificil encontrar un lugar agradable y privado para hacer el amor, pues es dificil y el autor tiene todo derecho de contarlo.

  9. Señor Iván García: este artículo suyo ya lo publicó en El Mundo, periódico español, hace más de una semana, e incluso envié un comentario sobre él. He visto qu desapareció de El Mundo.es y aparece aquí bajo otro título, similar pero otro título. No recuerdo con exactitud pero creo que era algo asi como “Es difícil hacer el amor en La Habana”.
    Leo todos sus artículos aparecidos en el periódico de mi país, casi uno diario, así como los escasísimos de Wendy Guerra, y espero que su imaginación no se haya agotado para tener que repetir los artículos en otro medio de expresión cambiando su título.
    Perdone que le haga esta sugerencia: cuando escriba sobre las costumbres y las situaciones de Cuba, podría compararlas con las de otros países, tanto latinos como auropeos. Sería un buen análisis comparativo que nadie suele hacer. Saludos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*


*

Get Adobe Flash player